01/10/2014

Luis Bayardo asegura que es un deber hacer películas que alienten valores

Luis Bayardo asegura que es un deber hacer películas que... Imagen

Luis Bayardo asegura que es un deber hacer películas que alienten valores

 

*Invitado especial a la Semana de Cine Mexicano en tu Ciudad, el actor presentó en Mérida la cinta En el último trago, de Jack Zagha, en la que comparte créditos con Eduardo Manzano, José Carlos Ruiz y Pedro Weber Chatanuga

*La cinta, representa un homenaje a la amistad con la que se comprueba que los adultos mayores pueden ser protagonistas de historias en el cine

Con más de 50 años de carrera y a punto de celebrar 79 años de vida, Luis Bayardo asegura que es una obligación de directores, actores y escritores hacer películas que alienten valores como la amistad y la solidaridad y que hablen de la idiosincrasia de los mexicanos, como sucede con En el último trago, segundo largometraje de Jack Zagha, en el que el histrión participa.

Esta cinta forma parte de la programación de la Semana de Cine Mexicano en tu Ciudad, iniciativa del Instituto Mexicano de Cinematografía (IMCINE), que comenzó en Mérida, para después recorrer otros lugares como San Luis Potosí, Tijuana y Monterrey.

Luis Bayardo comparte los créditos estelares en este filme con José Carlos Ruiz, Eduardo Manzano y Pedro Weber Chatanuga, para contar la historia de unos amigos que  a la muerte de uno de ellos deciden cumplir con la promesa de ir  a Guanajuato. La cinta también se revela como un homenaje a las canciones de José Alfredo Jiménez.

"Proyectos de esta naturaleza no se encuentran tan fácilmente. Siempre he luchado por hacer buen radio, buenas novelas y por supuesto películas interesantes", reconoce Luis Bayardo,  quien estudió medicina por tradición familiar, pero fue la actuación su verdadera pasión profesional. 

En su opinión En el último trago es una película que explora el ideal de la amistad, del compromiso y de que la palabra vale más que todo. "Este es el tipo de valores que tenemos que explorar en nuestro cine, además el filme habla de la mexicanidad a través de la música de José Alfredo, pero no hay balazos, no hay golpes ni borrachos".

De hecho la trama de esta historia fue lo que le convenció de volver al cine, por lo cual tuvo que rechazar una telenovela, para poder filmar esta historia "porque es algo de lo que necesito hablar en estos momentos de mi carrera", además de que en su consideración esta cinta ofrecer personajes de la tercera edad  vistos con una dignidad y fortaleza, con lo que se demuestra que los actores mayores pueden protagonizar historias en el cine sin ningún problema.

Luis Bayardo asegura que a muchos directores y productores se les olvida que hay millones de adultos mayores a los cuales les interesaría ver este tipo de historias, amén de que es un público que va con regularidad al cine.

El actor reconoce que su paso por el cine ha sido contado en 9 ó 10 películas, como sucedió en Volantín o Los signos del zodiaco, ambas de  Sergio Véjar  y tal vez esto se deba a que él mismo no quería participar en proyectos de violencia, machismo exacerbado, borrachos o albures, porque siempre ha cuidado su carrera, y tal vez eso lo ha mantenido vigente por más de cinco décadas en otras  áreas de la actuación.

Discípulo de Salvador Novo y colaborador en teatro de Alejandro Jodorowsky, Luis Bayardo ha explorado desde diferentes trincheras la creación histriónica, pasando también por la radio y el doblaje, y es justo en el doblaje donde ha dirigido a grandes actores como Carmen Montejo, Ignacio López Tarso  y Miguel Córcega, experiencias que lo han alimentado para seguir adelante en su profesión.

Ahora por su disciplina y talento en el mundo de la actuación, Luis Bayardo se prepara para recibir un homenaje el próximo 24 de octubre en Puebla.